martes, 29 de noviembre de 2016

El consumo de recursos sanitarios y de psicofármacos se reduce con una atención especializada en fibromialgia

El consumo de recursos sanitarios y de psicofármacos se reduce con una atención especializada en fibromialgia
Noticias Farmacia

consumo recursos san

718
Más de la mitad de pacientes con fibromialgia sufren trastornos mentales, muchas veces, por no haber encontrado un remedio para el dolor que padecen.
Una atención especializada en fibromialgia, es decir, la intervención de profesionales de diferentes disciplinas médicas, permitiría reducir en gran medida los recursos sanitarios utilizados actualmente para el diagnóstico y tratamiento de esta patología, así como el consumo de psicofármacos que realizan estos pacientes. La necesidad de un abordaje multidisciplinar de la fibromialgia es una de las cuestiones clave que se abordan en el XVII Monográfico Teórico-práctico en salud mental, organizado por el Centro de Salud Mental de Adultos de Martorell, gestionado por el Hospital Sagrat Cor de Hermanas Hospitalarias, y que se celebra en el Centro Cultural del municipio del Baix Llobregat.
La fibromialgia es una de las causas más frecuentes de dolor generalizado y, prueba de ello, es que copa el 10 % de consultas de atención primaria y el 15 % de las consultas de Reumatología. En este sentido, las personas afectadas de fibromialgia utilizan actualmente una gran cantidad de recursos sanitarios (petición de pruebas, prescripción de fármacos, pruebas complementarias, derivaciones a especialistas…), con el consiguiente coste económico que ello supone.
Dada la presencia habitual de sintomatología psicológica o psiquiátrica, frecuentemente los pacientes con fibromialgia son tratados con psicofármacos y atendidos en unidades de salud mental. En concreto, más de la mitad de personas con fibromialgia sufren trastornos mentales, como depresión o ansiedad. “En gran parte de las personas que atendemos, la causa de los problemas emocionales que sufren es el hecho de no haber encontrado un remedio para el dolor que padecen”, explica Sonia Serrano, psicóloga del Centro de Salud Mental de Adultos de Martorell. “Por este motivo, es esencial la atención integral del paciente ya que, si se trata la raíz del problema –el dolor-, su estado emocional mejora”, indica la psicóloga.
Sin embargo, a la dificultad que en muchas ocasiones se encuentra la persona con fibromialgia para que se le diagnostique la enfermedad, se añade que, para recibir un tratamiento que de respuesta a los múltiples síntomas que padece (dolor, insomnio, ansiedad, rigidez articular, etc.) debe peregrinar por diferentes servicios asistenciales, según las derivaciones. “Al no disponer de un lugar de referencia donde se trate su problema de manera regular el paciente se siente, muy a menudo, impotente e incrementa su nivel de ansiedad”, asegura Sonia Serrano.

Hoy día existen pocas unidades especializadas en el tratamiento multidisciplinar de la fibromialgia. Por ejemplo, en Cataluña, solo hay 5 unidades específicas para este trastorno. Estas unidades están constituidas por profesionales de diferentes ámbitos sanitarios, como reumatólogos, médicos de atención primaria, especialistas en salud mental (psiquiatras y psicólogos), fisioterapeutas, enfermeros y trabajadores sociales, que también reciben el apoyo de neurólogos, alergólogos y de profesionales del ámbito de la rehabilitación. “Es necesario contar con un equipo médico especializado en esta patología para poder ofrecer una atención integral adecuada a las necesidades de las personas con fibromialgia”, afirma la psicóloga del Centro de Salud Mental de Adultos de Martorell. “Además, ello supone una optimización de los recursos asistenciales que se emplean hoy en día para el abordaje de estos pacientes”,concluye.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada