martes, 22 de noviembre de 2016

El riesgo cardiovascular de pacientes con artritis reumatoide es similar al de diabéticos tipo 2 en 15 años - Internacional - Elmedicointeractivo.com

El riesgo cardiovascular de pacientes con artritis reumatoide es similar al de diabéticos tipo 2 en 15 años - Internacional - Elmedicointeractivo.com

El riesgo cardiovascular de pacientes con artritis reumatoide es similar al de diabéticos tipo 2 en 15 años

La artritis reumatoide es una enfermedad crónica que afecta a las articulaciones, pero esta inflamación puede desarrollarse también en otros órganos

E.P. | 21 - Noviembre - 2016 15:00 h.

La artritis reumatoide (AR) está asociada con un grave riesgo de eventos cardiovasculares (CV), como ataques cardiacos o accidentes cerebrovasculares. En un período de 15 años, las personas con AR pueden tener el doble de riesgo de eventos CV que la población general, con tasas similares a las personas con diabetes tipo 2, según los resultados de una investigación presentada esta semana en la Reunión Anual de 2016 de ACR / ARHP, que se celebra en Washington, Estados Unidos.

La artritis reumatoide es una enfermedad crónica que causa dolor, rigidez, inflamación y limitación en el movimiento y la función de múltiples articulaciones y, aunque las articulaciones son las principales partes del cuerpo afectadas por la AR, la inflamación puede desarrollarse también en otros órganos. Se estima que 1,3 millones de estadounidenses sufren AR y la enfermedad suele afectar a las mujeres con el doble de frecuencia que a los hombres.

Investigadores del Centro de Inmunología de Reumatología de Ámsterdam, del Centro Médico de la Universidad de Vrije (VU) y de Reade, en Países Bajos se propusieron conocer más acerca de las causas del aumento de la mortalidad entre las personas con artritis reumatoide y la gravedad de su riesgo.

Sufren más infartos de miocardio
"En la práctica clínica diaria, parecía que los pacientes con AR más frecuentemente sufrían de infartos de miocardio que los de la población en general. Iniciamos este estudio hace más de 15 años, ya que en esa época sólo había escasos datos con respecto a la morbilidad cardiovascular en la AR", relata el profesor Michael T. Nurmohamed, jefe del Departamento de Investigación de Reumatología y uno de los principales autores del estudio junto con Rabia Acga.

Con datos del estudio 'CARRÉ', un estudio prospectivo de cohortes cuyo objetivo es investigar los factores de riesgo de enfermedades cadiovasculares (ECV) en una muestra aleatoria de 353 pacientes con AR a largo plazo, los investigadores evaluaron los eventos relacionados con la enfermedad cardiaca a los 3, 10 y 15 años de seguimiento.

Compararon sus hallazgos de estos pacientes de artritis reumatoide con el metabolismo de la glucosa y los datos de factores de riesgo de ECV del estudio 'Hoom' de 2.540 pacientes en la población general. De esta forma, detectaron que el riesgo de eventos cardiovasculares para las personas con AR establecida era más del doble que el de las personas en la población general.

Sus resultados mostraron que 96 personas en el grupo de AR tuvieron un evento de CV durante los 2.703 años-persona de seguimiento, o una tasa de incidencia de 3.6 por cada 100 años-persona. En el grupo de población general, 298 personas tuvieron un evento de CV durante un seguimiento de 25.335 años-persona, o una tasa de incidencia de 1,4 por cada 100 años-persona. De esos 298 pacientes, 41 tuvieron diabetes mellitus.

Las tasas de riesgo ajustadas por edad y sexo para eventos cardiovasculares fueron más altas tanto para los pacientes con artritis reumatoide como para las personas con diabetes en comparación con las de la población general. El aumento del riesgo de ataques cardiacos o accidentes cerebrovasculares entre personas con AR establecida es comparable a las personas con diabetes tipo 2.

El incremento del riesgo para los pacientes con AR, incluso después de los ajustes realizados para los factores de riesgo de enfermedad cardiaca tradicionales, se mantuvo elevado hasta un 70 por ciento frente a la población general, según el estudio. Sus hallazgos indican que la inflamación sistémica crónica en la AR contribuye de forma independiente a los riesgos cardiovasculares de estos pacientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada