miércoles, 23 de noviembre de 2016

Día de Acción de Gracias | FoodSafety.gov

Public Health Matters Blog
Día de Acción de Gracias | FoodSafety.gov

Día de Acción de Gracias

La comida del Día de Acción de Gracias es la más cuantiosa que preparan muchos chefs todos los años. Que salga a la perfección, en especial el pavo, pone bajo mucha presión a los cocineros que tengan o no experiencia en asar. Siga estos consejos para asegurarse de que la comida del Día de Acción de Gracias sea deliciosa y segura para el consumo.
Pasos a seguir antes de cocinar un pavo:
  • Lea las etiquetas con mucha atención. Las etiquetas con la temperatura indican si el ave el fresca o congelada. Si piensa servir un pavo fresco, no lo compre más de dos días antes del Día de Acción de Gracias.
  • Compre dos termómetros: un termómetro para refrigerador para asegurarse de que el pavo se conserve a 40 °F o a una temperatura apenas inferior y un termómetro para alimentos para cerciorarse de que el pavo cocinado tiene una temperatura segura de 165 °F.
  • Descongele el pavo en el microondas, en el refrigerador o con el método del agua fría. El USDA recomienda el método del refrigerador salir del ícono de descargo de responsabilidad.
Pasos a seguir al cocinar un pavo:
  • Lávese las manos con agua tibia y jabón durante 20 segundos antes de manipular cualquier alimento para prevenir la propagación de muchos tipos de infecciones y enfermedades.
  • No lave el pavo. Esto solo disemina patógenos por las superficies de la cocina. La única manera de combatir las bacterias que provocan enfermedades de origen alimentario es cocinando el pavo perfectamente.
  • Mantenga el pavo descongelado alejado de todos los otros alimentos en todo momento.
  • Use tablas de cortar, platos y utensilios diferentes al manipular el pavo crudo para evitar la contaminación cruzada. Lave los artículos que estuvieron en contacto con la carne cruda con agua caliente y jabón o colóquelos en el lavaplatos.
  • Cocine el pavo hasta alcanzar una temperatura de 165 °F, según marque el termómetro para alimentos. Controle la temperatura del pavo colocando el termómetro en tres partes: la parte más gruesa de la pechuga, la parte más interna del muslo y del ala.
Pasos a seguir al consumir las sobras de la comida del día de Acción de Gracias:
  • Refrigere las sobras dentro de las dos horas para evitar la producción de bacterias en la comida.
  • Guarde las sobras en bandejas o recipientes poco profundos para reducir su tiempo de enfriamiento. Esto evita que la comida pase mucho tiempo a temperaturas inseguras (entre los 40 °F y los 140 °F).
  • No deje el relleno dentro del pavo que sobró. Saque el relleno del pavo y refrigérelo separado de la carne.
  • Evite comer las sobras que han estado en el refrigerador por más de 3 o 4 días (al martes siguiente para ser más exactos). Si quiere guardar las sobras por más tiempo, use el congelador.
  • Conserve las sobras en una nevera con hielo o paquetes de gel congelado si uno de los invitados quiere llevárselas a su casa y tiene un viaje de más de dos horas.

Información general

Consejos para cocinar pavo
Explore nuestros recursos para descongelar, cocinar y almacenar el pavo.
Cuenta regresiva para el feriado de Acción de Gracias salir del ícono de descargo de responsabilidad(USDA)
Anticípese y evite el estrés de la cuenta regresiva para su cena de Acción de Gracias.

Blogs relacionados

2016

2015



Videos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada